Los diferentes enfoques

LOS DIFERENTES ENFOQUES DE LA HOMEOPATÍA

 

 

La ciencia de la terapéutica homeopática desde sus inicios como disciplina, ha levantado pasiones entre sus partidarios y también entre sus detractores como suele ser bastante habitual a lo largo de la historia en los diferentes campos del conocimiento innovadores. De la misma forma que suele ocurrir en otros campos, dentro de la homeopatía también se creó distintos enfoques a lo largo de su trayectoria hasta el día de hoy que se diferencian en la forma de la práctica terapéutica: la unicista, la pluricista y la complejista.

 

EL ENFOQUE UNICISTA:

 

Es el método original de la aplicación de la homeopatía que desarrollo Hahnemann.

Describió ampliamente en el "organón" todos los procesos de prescripción con el fin de llegar a reequilibrar la energía vital.

La fuerza o energía vital es la capacidad innata que posee el organismo para mantenerse en equilibrio y cumplir con todas sus funciones biológicas. Esta energía representa la capacidad curativa de la propia naturaleza siendo la que regula nuestras funciones biológicas y reacciona de forma automática ante las agresiones externas, con el objetivo de mantener la salud. Hipócrates de Cos estableció y definió este proceso natural (VIS MEDICATRIX NATURAE) que poseen todos los organismos vivos para superar y restablecer un equilibrio perturbado. Esta capacidad la poseen todos los organismos vivos y el medicamento o remedio homeopático interviene en ese esfuerzo natural del organismo, estimulando las reacciones defensivas, actuando de forma natural y acelerando el proceso de curación.

Los diferentes remedios en la terapéutica homeopática unisista son experimentados uno a uno (ver en el “ÓRGANO”; parágrafo 273), obteniendo la patogenesia de cada uno de ellos, siendo lo que forma la materia médica homeopática. Aplicando el principio de similitud, se administra al paciente un solo remedio cada vez, como fueron experimentadas sus patogenesias, es decir de los síntomas que produjeron en un individuo sano durante la experimentación tras alterar su energía vital mostrando los mismos síntomas que producen la enfermedad.

La profundidad de actuación que busca este método requiere la utilización de escala de potencias altas, y su aplicación necesita un alto grado de cualificación ya que el método es complejo y a veces laborioso, en el que se debe registrar todos los síntomas del caso (récord) y compararlo con la materia médica usando el repertorio de síntomas en la búsqueda del simillimum.

EL ENFOQUE DE PRESCRIPCIÓN PLURICISTA:

 

El enfoque terapéutico homeopático pluralista surgió en la primera mitad del siglo XX por un grupo de médicos franceses.

Este sistema utiliza el criterio unicista de prescripción del remedio para la totalidad de los síntomas pero a su vez, emplean diferentes medicamentos con diluciones bajas, añadiendo el remedio constitucional como tratamiento de fondo, es decir: el medicamento de acción local será para tratar los síntomas locales junto con el remedio constitucional elegido por criterio homeomiasmático, sea por su constitución morfológica o por ambos. Por lo que practicaban la administración simultánea de varios medicamentos homeopáticos para atacar una misma enfermedad.

León Vannier (1880-1963), fue uno de los promotores más eficientes de la homeopatía no solo en Francia. Sus teorías han sido divulgadas y seguidas en el mundo entero. Fue el que más difundió el pluralismo, dándole un carácter firme, consolidando este sistema terapéutico.

Fue creando las escuelas homeopáticas pluralistas llegando a ser el presidente del centro homeopático de Paris (Francia).

 

Suele ser la práctica homeopática más extendida. Por un lado se localiza el remedio que mejor se adapta a la idiosincrasia del paciente, removiendo los síntomas constitucionales prescribiendo habitualmente el remedio a la potencia de 30CH o de 200CH. La posología normalmente suele ser de una sola y única toma semanal o en algunos casos una toma diaria, combinando a la vez remedios a potencias bajas, es decir: que van desde la primera potencia hasta la 7CH o 9CH desde una o varias tomas diarias.

 

EL ENFOQUE COMPLEJISTA:

 

El enfoque complejista surgió del sistema terapéutico pluralista.

Este enfoque fue idealizado y difundido a finales del siglo pasado por el médico Johann Gottfried Rademacher (1772 - 1850) dentro del enfoque clásico de la homeopatía (unicista) o del enfoque pluricista.

Esta práctica no está demasiado bien vista por el hecho de prescribir medicamentos con indicación clínica, sería por así decirlo el intentar de alopatizar la homeopatía al enfocarse como el tratamiento de la enfermedad y no del enfermo. Este enfoque de prescripción está bastante extendido en Europa por no ser necesario tener unos conocimientos previos de la homeopatía para recomendarlo. La facilidad de uso ha contribuido a su expansión como medicamento de mostrador en las farmacias porque solo es necesario consultar el vademécum de un laboratorio de medicamento en el que aparecen por orden alfabético junto con el remedio indicado para ese tratamiento.

 

El enfoque de la homeopatía complejista se basa en la prescripción de fármacos homeopáticos combinados que son los medicamentos compuestos o complejos.

El medicamento compuesto o combinado homeopático es una asociación de distintos remedios a baja potencia DH en un mismo producto, constituyendo un medicamento complejo basado en el principio de similitud, en el tropismo selectivo sobre los órganos y sistemas, más la sinergia que puedan tener las distintas cepas entre sí.

 

Estos medicamentos se basan en dos nociones fundamentales:

 

Complejidad de la enfermedad:

Las patologías suelen ser complejas, con multitud de síntomas asociados y ligados que se tratan con cada unos de los remedios del complejo.

 

Evolución de la enfermedad:

La patología evolutiva al igual que en el sistema y por lo tanto aplicando la similitud, el remedio que es efectivo por la mañana puede no serlo por la tarde, de ahí la asociación de varios medicamentos correspondiendo a la evolución del enfermo.

 

 

 

No descuide su salud, la información descrita sirve a modo de información y no pretende reemplazar ningún tipo de tratamiento médico.

En ningún caso se debe de sustituir la homeopatía por el tratamiento prescrito por su facultativo, ni dejar de seguir sus consejos.

La homeopatía es una excelente alternativa que puede emplearse conjuntamente.

Si tiene alguna duda consulte a un especialista.

NATUROPATIA & BIOTERAPIA

 

"La Salud se considera un bien común y una necesidad existencial básica

del Ser Humano".

 

Ramón Carmona Gil